Enfermedades del tomate que arruinan tu cosecha

El cultivo del tomate puede verse afectado por diferentes enfermedades y plagas, y pueden arruinar tu cosecha. Por ello es necesario que conozcas algunas de las enfermedades más conocidas y aprendas a prevenirlas.

Enfermedades del tomate comunes

Oidio

oidio-enfermedades-tomateEl Oidio es  también conocido como ceniza u oidiopsis (Leveillula taurica).

Se caracteriza porque en la planta del tomate aparecen manchas amarillas en el haz que se necrosan por el centro. Si observas el envés de la hoja del tomate verás un polvillo blanquecino. Si la plaga es muy fuerte la hoja se seca y se desprende pudiendo llegar a provocar importantes defoliaciones.

Solución: Elimina malas hierbas y restos de cultivo anteriroes. Realiza un control químico, por ejemplo, con azufre.

Podredumbre gris

 

pobredurmbre-grisLa podredumbre gris también es conocida como Botritis (Botrytis cinerea)

Puedes detectarla si en las hojas y flores de tus palnta de tomates observas lesiones pardas. En los frutos se produce una podredumbre blanda (más o menos acuosa, según el tejido), en los que se observa el micelio gris del hongo.

Solución:

  •  Elimina las malas hierbas, restos de cultivo y plantas infectadas.
  •  TDurante la poda, realiza cortes limpios a ras del tallo.
  •  Realiza un control químico nada más aparezcan los primeros síntomas.

 

Podredumbre blanca

 

pobredurmbre blanca - enfermedad tomatesLa podredumbre blanca  tienen su nombre en latín que es Sclerotinia sclerotiorum)

la podrás detectar porque en la planta del tomate se produce una podredumbre blanda  que no desprende mal olor. Es acuosa al principio y posteriormente se seca más o menos según la suculencia de los tejidos afectados. Cubrirá la planta de un abundante micelio algodonoso blanco. Se pudee observar numerosos esclerocios, blancos al principio y negros más tarde.

Solución:

  •  Elimina las malas hierbas, restos de cultivo y plantas infectadas.
  •  Durante la poda, realiza cortes limpios a ras del tallo.
  •  Realiza un control químico nada más aparezcan los primeros síntomas.

 

Mildiu

 

mildiu-tomatesEl Mildiu es también conocido con su nombre el latín Phytophthora infestans.

Si tu planta de toamte se viera afecta por esta enfermedad, la podrás detectar porque en las hojas aparecen manchas irregulares de aspecto aceitoso al principio que rápidamente se necrosan e invaden casi todo el foliolo. Alrededor de la zona afectada se observa un pequeño margen que en presencia de humedad y en el envés aparece un fieltro blancuzco poco patente.En tallo, aparecen manchas pardas que se van agrandando y que suelen circundarlo.

Solución:

  • Elimina las partes enfermas.
  • No mojes las hojas, riega sólo los pies de las planta.
  • Puedes utilizar un remedio natural  y ecológico como el preparado de cobre  o de cola de caballo. El caldo de equiseto actúa como preventivo contra enfermedades fúngicas.
  • Para prevenir puedes aplicar caldo bordelés (lleva sulfato de cobre) cuando empiezan a crecer tus matas, en primavera. Después, cuando hace mas calor, rozíalas con azufre en polvo por encima. Todo mejor antes de que aparezca la enfermedad. La humedad y el calor son condiciones que desencadenan el mildiu.

Caída de plántulas

 

 

Caída de plántulasLa caída de plántulas o Damping-off se origina porque en los semilleros se generan hongos en las raíces  que causan gran mortandad en plántulas recién germinadas. E

Podrás detectarlo en tus plantas de tomate porque a nivel del cuello quedan ennegrecidas y se doblan cayendo hacia el sustrato. Los causantes son  los hongos Fusarium, Phytophthora y Rhizoctonia. 

Esta infección se expande con rapidez por todo el semillero. ¡Detectarlo lo antes posible es prevenir daños mayores!

Solución:

  • Usa siempre sustratos limpios y frescos. No utilices para tus semilleros tierra del jardín porque seguro que lleva hongos nocivos.
  • Utiliza  un sustrato que sea muy poroso.
  • Evita el exceso de agua. ¡La humedad les atrae!
  • Limpia siempre tus bandejas, herramientas y estructuras limpias con lejía. Todo tu material debe estar desinfectado.
  • Utiliza estiércol que esté bien fermentado.
  • No pongas una elevada densidad de plantas. en un mismo lugar. Respeta la separación entre plantas.
  • Pon tus plantas en lugares ventilados.
  • Usa un tratamiento químico según el hongo que esté actuando.

 

Alternariosis del tomate

 

alternariosis-tomate-enfermedad-plagaLa Alternariosis del tomate (Alternaria solani) se caracteriza porque en hoja se producen manchas pequeñas circulares o angulares, con marcados anillos concéntricos. Si observas bien podrás apreciar que en tallo y peciolo se producen lesiones negras alargadas. Los frutos pueden verse atacados a partir de las cicatrices del cáliz,. Eso provoca lesiones pardo-oscuras ligeramente deprimidas y recubiertas de numerosas esporas del hongo.

Solución:

  • Elimina las malas hierbas, plantas y frutos enfermos de tu huerto urbano.

Fusarium

Fusarium - plagas tomates

Detectarás  fusarium (Fusarium oxysporum f.sp. lycopersici) en tus plantas de tomates si los peciolos de las hojas superiores comienzan a caerse, y las hojas inferiores amarillean avanzando hacia el ápice y mueren.

También puede ocurrir que se produzca un amarilleo que comienza en las hojas más bajas y que termina por secar la planta. Si se realizas un corte transversal al tallo observarás un oscurecimiento de los vasos. El hongo puede permanecer en el suelo durante años y penetra a través de las raíces hasta el sistema vascular. 

Solución:

  • Rota  tus cultivos ya que reduce paulatinamente el patógeno en suelos infectados.
  • Elimina las plantas enfermas y los restos del cultivos de tu huerto urbano.
  • Utiliza siempre semillas certificadas y plántulas sanas.
  • Utiliza siempre variedades resistentes.
Facebooktwittergoogle_pluspinterestmail