Cómo montar un huerto urbano en el jardin

Para montar un huerto urbano en el jardín de tu casa no es necesario disponer de muchos recursos, para muchos amantes del huerting, y sobre todos para aquellos que viven en grandes ciudades, serás un afortunado.
¡Disponer de un espacio al aire libre para cultivar tus propias hortalizas y verduras es el sueño de muchos! Pero no hay por qué abrumarse, como hemos explicado en muchos posts, no disponer de un gran espacio, no significa que no podamos tener nuestro propio huerto en casa.

Consejos antes de empezar a montar tu huerto en el jardín

  • Averigua las zonas de sol y sombra de tu jardín y aprovéchalas para  generar microclimas en tu huerto. Intenta colocar los cultivos más exigentes en las zonas con más luz, y aquellos más agradecidos  y que les gusta la sombra en donde la luz directa del sol sea menor. Consulta todo sobre la orientación de los cultivos, seguro que te puede ayudar.
  • Orienta tus cultivos hacia el sur o sureste, así recibirá más horas de sol.
  • Las plantas más altas deben ir colocadas en la orientación norte, así la sombra que proyecten no afectará a los cultivos más bajos como lechugas, zanahorias etc.

¿Qué necesito para tener un huerto urbano en mi jardín?

1. Recipientes y sustratos

Es la hora de pensar si, en nuestro terreno queremos instalar recipientes o vamos a plantar directamente en el terreno. Podemos optar por jardineras, macetas y mesas de cultivo que se pueden encontrar en cualquier centro de jardinería. Existen de todos los tamaños, elige el que mejor convenga a tu cultivo. Seguro que en casa tienes muchos recipientes que puedes reciclar y utilizar como macetas, mira estos maceteros tan originales.

Si decides optar por plantar en el suelo, no te olvides de trabajar un poco el suelo. Es costoso, lo sabemos. Pero si puedes invertir en alguna herramienta de jardinería, te facilitarán el trabajo un montón. Por ejemplo para airear la tierra, cavar, sembrar puedes ayudarte de una motoazada Honda. Son ideales para pequeñas y medianas superficies.

2. Sustratos

Elige un sustrato orgánico que te ayude a enriquecer tu terreno. Puede elegir entre gran variedad que hay en el mercado, fibra de coco, hummus, vermicompost …

  • Ser ligeros.
  • Se porosos que permitan una buena aeración  y retención de agua.
  • Retener los nutrientes fundamentales para tu cultivo.

 

3. Sistemas de Riego para el Huerto

La clave principal en un huerto es mantener una humedad constante e ir ajustándola a la época del año y a las hortalizas y verduras que estemos cultivando. En épocas de lluvias no es necesario regar todos los días, en época de calor sin embargo si que lo será.

Lo más óptimo para nuestro huerto, y no excedernos en el riego, o todo lo contrario que pequemos de carencia, es optar por  un sistema de riego por goteo con programador.  Así podemos controlar nuestro caudal de riego y la frecuencia según el momento del día.  Además que nos vendrá fenomenal si nos vamos de vacaciones. 

Existen también jardineras  y  macetas con autoriego. Estos recipientes disponen de un depósito de agua en la parte baja que mantiene húmedo el sustrato permanentemente. El único inconveniente que sólo son útiles para huertos pequeños.

Si en tu jardín no dispones de una toma de agua o necesitas trasladar de un pozo a una cisterna, de donde suministras agua para abastecer tu jardín , puedes utilizar una bomba de agua. Cómo ves ¡hay solucione para todo!

 

 

Facebooktwittergoogle_pluspinterestmail

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *